Increíble!

Publicado 2018-04-18
0 Comentario

La mujer que pasó por numerosas transformaciones para parecerse a la soberana egipcia Nefertiti

Hoy traemos una historia que, si bien tuvo lugar hace ya bastante tiempo, no todo el mundo la conoce pese a las grandes controversias que generó. La transformación de la protagonista de nuestro artículo comenzó hace casi tres décadas, después de asegurar ser la reencarnación de la reina egipcia Nefertiti debido a los recuerdos que tenía de su vida pasada. Durante ese tiempo, Nileen Namita se gastó la friolera de 285.000 dólares en procedimientos quirúrgicos faciales para convertirse en una escultura viva del Antiguo Egipto.

La mujer, que tiene tres hijos, se sometió a un total de 51 cirugías estéticas, las cuales incluyeron: ocho trabajos en la nariz, tres implantes en el mentón, tres levantamientos de cejas, tres estiramientos faciales, seis mini liftings, dos cirugías labiales, cinco cirugías oculares y otros 20 ajustes menores. ¡Puso un esfuerzo inmenso para poder recrearse ante la imagen de la “Belleza del Nilo”! En ese momento, la artista de 49 años, oriunda de Brighton, dijo que su búsqueda de la perfección aún no había terminado y que planeaba nuevas cirugías, describiendo su rostro como un “trabajo en progreso”. ¡Prosigue leyendo para saber más!
Haz click en “Siguiente Página” para ver el resto del contenido del post.

PARA SEGUIR DISFRUTANDO DE NUESTRO CONTENIDO, ACTIVA LA OPCIÓN "VER PRIMERO"

Comenzó su transformación en el año 1987 después de decidir que en una vida anterior había vivido como Nefertiti. “Durante los años de mi infancia y adolescencia tenía sueños vivos y constantes de esta antigua reina. Eran visiones de una intensidad increíble, podía ver dónde vivía, sus sirvientes, sus habitaciones, incluso lo que comía, y aunque al principio los sueños me parecían aterradores, comencé a investigar lo que significaban. A los 23 años me sometí a un psicoanálisis a través de un consejero, y poco a poco empecé a darme cuenta de que tales sueños se debían a que soy una reencarnación de Nefertiti”, dijo.

“Unas semanas más tarde vi una foto de la Reina por primera vez y me sorprendió la familiar que resultó. Sé que a algunas personas les resultará complicado entender por qué me sometí a tantas cirugías, pero para ese entonces, las visiones se habían vuelto más poderosas; por eso decidí remodelar mi rostro, para parecer una versión moderna de Nefertiti. Fue una forma de permitir que esa parte de mi personalidad se mostrara a todo el mundo”, agregó. La señorita Namita, que aunque era soltera había estado casada dos veces, comenzó remodelando su nariz poco a poco. Desde entonces, ha gastado muchísimo dinero en su rostro. Entérate de otros detalles a continuación…
Haz click en “Siguiente Página” para ver el resto del contenido del post.

Namita continuó diciendo en ese momento: “Soy afortunada porque tengo buenos genes. No tengo celulitis y nunca he tenido que hacer dieta, pero como no quería verme antinatural con un cuerpo más viejo y una cara más joven, llevo una alimentación muy saludable. Nadie cree que tenga 50 años y que haya tenido tres hijos, porque mi cuerpo y mi rostro se ven como si tuviera solo 25 años. Ahora cuando salgo, recibo una gran atención por parte de hombres mucho más jóvenes que yo, de apenas 20 años, porque tengo muy buen aspecto. Estoy segura de que algunos no aprobarían las cirugías, pero ahora creo que mi figura es atemporal; me siento joven y enérgica”.

En la época en que cambió su aspecto drásticamente, Namita ni siquiera había ido a Egipto, pero comenzó a escribir un libro sobre su vida como una “Nefertiti moderna”, añadiendo que sus hijos de 30, 25 y 15 aprobaban su apariencia felizmente. “Mi hija menor, que aún vive conmigo, está muy orgullosa de tener una madre de aspecto tan joven”, dijo. No obstante, la señorita Nileen Namita siguió pensando en más operaciones, agregando: “Me gustaría que mis labios fueran un poco más finos, y planeo someterme a una cirugía más en la nariz para igual mis orificios nasales”. Por desgracia, de ahí en adelante, las cosas no fueron bien, y atravesó serios problemas… ¡Te lo contamos todo a continuación!
Haz click en “Siguiente Página” para ver el resto del contenido del post.

Una de sus hijas, Rachel Namita, no esperaba lo increíblemente obsesionada que su madre se volvería con las operaciones quirúrgicas. Tanto fue así, que la chica tuvo que abandonar una de las escuelas públicas para niñas más exclusivas de Gran Bretaña después de tres años debido al inmenso desembolso de su madre sobre su aspecto. “Estaba devastada. Me encantaba la escuela y era genial. Ya había escogido mis asignaturas y esperaba comenzar las clases pronto. No había indicios de que iba a tener que irme. Mamá no me dijo ni una sola palabra; tal vez estaba demasiado avergonzada de contarme lo de los pagos”.

Si bien es cierto que muchas familias atraviesan la misma situación por dificultades económicas, Nileen se comportó de manera egoísta al gastarse más de 280 mil dólares en 53 procedimientos quirúrgicos. La madre dijo: “No recuerdo haberme sentado con ella, pero pensé que se daría cuenta de lo mala que era la situación financiera. Rachel tenía una beca que cubría la mitad de las tarifas, pero aún así había que pagar unos gastos de 1.200$ al mes. Era un pago regular, a diferencia de mis cirugías, donde un año gastaba 5.000$, pero otro nada en absoluto. No se trataba de no querer pagar en caso de necesitar más cirugías, es que simplemente ya no tenía dinero”. Mientras Nileen si mira al espejo para detallar todos su retoques, es obvio que madre e hija tenían sueños muy diferentes. ¿Qué piensas al respecto? Déjanos tu opinión en los comentarios.

¿Qué piensas al respecto? ¡Comparte el artículo con tus allegados y dale a Me Gusta en nuestra página de Facebook.
Consulta también nuestro contenido de Instagram, Tik Tok y YouTube si deseas ver contenido interesante.

Fuente: Twitter

6
¡Cómo un escáner de retina puede salvar fácilmente no sólo la vista sino...
¡Cómo un escáner de retina puede salvar fácilmente no sólo la vista sino incluso la vida!
Hay muchas pruebas médicas que pueden detectar lo que le pasa a una persona, para saber si padece alguna enfermedad o si tiene alguna lesión. ¿Pero qué pasaría si un simple escáner ocular no invasivo pudiera decir si una persona tendrá una vida...
¿Qué piensas? Unirse a la conversación
Los más comentados